China, psiquiatria e pediatria em crise

Publicado em: 15/05/2011 às 21:31
China, psiquiatria e pediatria em crise

Por Raul Crespo.

Mao Zedong, alentaba con el salto adelante y la revolución cultural (1893-1976) el crecimiento poblacional en China, hasta 1980. En ese año el gobierno lanzo en mayor experimento demográfico para en un plazo de 30 años frenar el astronómico crecimiento poblacional.

La población china soporta una gran agitación socio económica saltando hacia adelante pero con los fantasmas del pasado, lo que hace que los desequilibrios emocionales se transformen en enfermedades mentales. China tiene una alarmante carencia de profesionales e inversión destinada al tratamiento psiquiátrico, las estadísticas oficiales dicen, “el 7% de los chinos sufren algún desorden mental, sin embargo, otros estudios sostienen que la tendencia es mucho mayor”.

En el 2010 China termino su censo. Los resultados reflejan que la meta de 30 años propuesta en los 80 para controlar la población se cumplió. Hace 15 días el gobierno de Beijing, informo que la población china creció a 1340 millones de personas frente a los 1270 millones del 2000. Ese resultado traduce que el crecimiento promedio año es de 0.57% en esta ultima década frente al 1.07% de los 1990 al año 2000. El censo también muestra que las personas de mas de 60 años representan el 13% de la población china comparada con el 10.3% del 2000. Los trabajadores del futuro, los jóvenes de menos de 14 años son 16.6% frente al 23% de hace una década.

Hu Jintao, planifica seguir con la política del hijo único por la buena planificación familiar. El gobierno dice que gracias a esta política del hijo único se han prevenido 400 millones de nacimientos con lo que ayudaron a sacar al país de la pobreza. Sin embargo, esta política si es irrespetada implica sanciones muy severas de varios meses sin salario, perdida del empleo, trabajar para el Estado. Además, los abortos y las esterilizaciones están prohibidos.

La Comisión de Planificación proyecta planes para aliviar la política del hijo único que choca con la propuesta del grupo de presión informal de académicos y ex funcionarios que sostienen que, “la medida es insuficiente y llega demasiado tarde para resolver la crisis demográfica que transforme profundamente la economía y la sociedad china”.

Estos integrantes de presión dicen:”la población de adultos mayores se esta expandiendo rápidamente conforme se retira la generación de Mao, creando nuevos lastres a la sociedad para cubrir el costo de su retiro. Al mismo tiempo la fuerza laboral comienza a contraerse a partir del 2016 revirtiendo el fenómeno demográfico que impulso el auge industrial los últimos 30 años”.

“Los trabajadores entre 20 y 24 años esta menguando debido a la menor taza de natalidad de hace 3 décadas, y por el reciente aumento en la cantidad de jóvenes que prolongan sus estudios”. La preferencia histórica por los varones significo que China tenga 120 varones por cada 100 mujeres. Para el año 2020 China tendría 24 millones de jóvenes solteras con pocas posibilidades de matrimonio y de procrear, la solución según el grupo de presión es, que china adopte rápidamente la política de 2 hijos y ofrezca incentivos a las parejas para que tengan un segundo hijo.

Mai Li, de la Comisión Nacional de Planificación dice, “el dividendo demográfico durara otros 15 años mientras que la mano de obra continúe estable”, mano de obra calculada en unos 1000 millones de personas entre el 2016 y el 2026. “No hay escases de mano de obra en China, el problema es que tenemos demasiada gente”. Concluyo Li.

Entre los años 2003 y 2006 el Ministerio de salud realizo un estudio que dice que “los desordenes mentales aumentaron un 50% por la depresión y la ansiedad”. La revista medica de Gran Bretaña The Lancet efectuó un estudio que arrojo que, 1 de cada 5 adultos padece un desorden mental, y 1 de cada 12 chinos que necesitan ayuda psiquiátrica consultan a un profesional”.

El estudio dice, “históricamente en China los tratamientos mentales eran tratados por gente que practicaba la medicina tradicional”. En la época de la revolución china, el país contaba con 60 psiquiatras por cada 500 millones de habitantes y en la época del gran salto adelante y de la revolución cultural, la idea que alguien hablara sobre sus problemas mentales quedo estigmatizada hasta hace poco, muchos millones de chinos prefirieron no abordar el tema, peor, recurrir al estado para un tratamiento siquiátrico como si lo hizo la pediatría con la Comisión de Planificación creada en 1981 muy ligada con el pueblo por la política del hijo único.

Si bien es cierto que la economía mejoro el nivel de vida de millones de chinos, con estas mejoras salieron a flote nuevos problemas cuyas presiones son evidentes como la migración y la inmigración aumentando enormemente los suicidios entre los jóvenes así como los ataques de hombres de edad mediana a los niños por la presión sicológica que sienten los hombres solteros por la brecha de genero que tardara en cerrarse. Esta es una de las principales causas identificada para la degeneración mental del pueblo chino.

Además, China padece una severa falta de institutos siquiátricos así como sicólogos dijo Fan Li, vicepresidenta del Hospital General del Ejército de Liberación Popular chino a una agencia de comunicación estatal de China, “la proporción de niños pequeños con problemas mentales ha llegado a un 15 al 20%, mucho mas que el índice internacional”.

La señora Li, agregó “en el 2005 solo existían 572 instituciones siquiátricas con 16380 terapeutas o uno por cada 10000 personas, demasiado lejos del objetivo”.

Sera por eso que esta gente no sonríe ni haciéndoles cosquillas.

 

Imagem: malcolmallison.lamula.pe

Deixe uma resposta