Libertinagem de armas nos EUA

Publicado em: 19/01/2011 às 16:14
Libertinagem de armas nos EUA


Por Raúl Crespo.

Pueblo norteamericano insensible, ciego y sordo, la mujer y hombre estadounidense moralmente se tambalea, ávido de placeres y de ciencia, su intelecto no persigue más que gozos materiales y poder como recompensa por su trabajo y existencia. Indolentes y egoístas tratan de embaucar al mundo con imágenes de tranquilo bienestar que, con ayuda de las drogas paralizan la voluntad de acción y creación y son, por tanto, hostiles al resto del mundo, quieren someterlo a toda costa.

Después del atentado cometido por Jared Loughner, contra la senadora Gabrielle Giffords y otras 6 personas que murieron, la venta de armas se disparó en las ciudades de Estados Unidos, según el FBI, las personas compran Glock por 499 dólares similar a la usada por el pistolero en Tucson, Greg Wollff, dueño de una tienda de armas en Arizona, manifestó a los medios “estamos vendiendo el doble de armas”, la venta en Arizona aumento un 60%, en Ohio 65%, Illinois 38%, Nueva York 33%, Florida 16%, California 16%, lista publicada por The Daily Beast. Arizona ocupa el segundo lugar en número de muertos por armas de fuego cada 100000 habitantes detrás de Mississippi.

Ni republicanos ni demócratas quieren legislar para detener la venta indiscriminada de armas, indiferentes ante las matanzas y violencia en donde las armas de fuego vendidas en cualquier tienda cumplen una importante labor en las estadísticas de violencia criminal, la pereza de espíritu evita que se percaten de ello más que cuando las dos matanzas por año, promedio normal, les recuerda que hay que prohibir la venta libertina de armas.

EEUU, es la potencia número uno del mundo en economía y en ejército, es también la numero uno del mundo en libertinaje de la humanidad, tan criminalmente empleado hasta ahora, la pereza moral de sus gobiernos y ciudadanos hacen que todo sea estrepito y agitación, no practican los derechos humanos más  que de boca, no logran superar el racismo ni la xenofobia, grandes intereses económicos y políticos empujan la venta de armas de asalto en las ciudades estadounidenses.

El año pasado Felipe Calderón, se presentó ante el Congreso norteamericano en su discurso manifestó la necesidad de otras leyes para prohibir la venta de armas de asalto, los políticos de ese país reaccionaron molestos por lo que consideraron una intromisión en la política interna. Poco tiempo después el tiroteo de Tucson, nos recuerda una vez más lo fácil que es adquirir un arma con potencia de guerra en las ciudades y pueblos de los EEUU, los carteles mexicanos compran esas armas en Arizona, Texas, Nevada, California, eso está demostrado por el Washington Post.

La poderosa Asociación Nacional del Rifle (NRA) ejerce una tremenda influencia en las oficinas del Congreso, su apoyo ha permitido que muchos legisladores continúen en el cargo para que los republicanos tengan mucha más fuerza que los demócratas y, no solo por oposición no legislan contra la libre venta de armas no lo hacen porque la poderosa clase media alta que tienen preferencia por los juegos con armas están registrados en la NRA, de ella forman parte los fanáticos reverendos xenofóbicos que amenazan quemar el Corán o como el reverendo Fred Phelps, que agradeció los actos del pistolero, las asociaciones de camioneros y obreros portuarios que suman millones.

Jared Loughner el pistolero, disparo 33 balas sin recargar lo que le permitió según los fiscales que llevan el caso asesinar a 6 personas, herir a otras 12 con un gran cargador de gran capacidad en vez de las 10 balas que tiene un cargador normal. Los congresistas no se atreven a hablar de restricción sobre las armas, muy poco lo hacen como la congresista por New York, Carolyn McCarthy, quien anunció su intención de prohibir la fabricación y venta de cargadores de gran capacidad, algo que solo sirve para desviar la atención del gran problema sobre las armas que nadie quiere topar.

La tienda en donde Jared, compro el arma solo tiene un letrero que dice, “18 años para comprar fusiles y 21 para comprar pistolas” según el FBI.

The Washington Post, en su editorial califico la fuerza que tiene la NRA en el Senado como “un indefendible pero inevitable statu quo legislativo”. El diario digital político en su página público “lo que falta en el debate sobre el tiroteo de armas en el marco del intento de asesinato a un miembro del Congreso, los políticos de ambos partidos debaten de forma apasionada el papel de la retórica incendiaria”.

El caudillismo es importante para el pueblo norteamericano, lo hizo George Bush, cuando desde el punto cero después del ataque del 11 de septiembre se dirigió a la nación, el miércoles pasado desde el Mckale Memorial Center de Tucson, Obama se dirigió con un mensaje conciliador que calo muy fuerte en todo el país según analistas para unir a los ciudadanos más divididos políticamente que nunca. Discursos que en su momento sirvieron para que la sociedad apoyara las invasiones en Irak y Afganistán, hoy, sirve para que la administración Obama tenga un respiro y ponga en ridículo a la aspirante presidencial y contrincante republicana para el 2012 Sarah Palin, por su expresión “libelo de sangre” empleado en su discurso con los Tea Party.

Deixe uma resposta